Jaime Zea Usca nació en Umasbamba, un pueblo del distrito de Huayopata de la provincia de La Convención, del Departamento del  Cusco, el 17 de febrero de 1960. En 1973 migró a Lima junto a su familia. El primer año vivió en la urb. Apolo del distrito de la Victoria. Al siguiente año junto a su familia se instaló en las arenas de Villa El Salvador.

Cuenta con estudios técnicos de Administración de Empresas realizados en la Escuela Tecnológica de Administración y un Diplomado de Estudios en Sociología en la Pontificia Universidad Católica del Perú.

Desde muy joven participó en la vida social y política de Villa El Salvador. Integró el grupo juvenil de la parroquia de su barrio; y en 1979 fue uno de los jóvenes que fundó la Asociación Cultural Rickchari, uno de los primeros grupos juveniles de arte y cultura de la comunidad.

Posteriormente fue elegido regidor en 1982, 1986, 1995 y 1999 y alcalde en dos periodos desde el 2003 hasta el 2010 siendo sus principales logros:

  • El impulso para la creación del Programa Municipal del Vaso de Leche.
  • Construcción del Palacio Municipal.
  • Gestionó e hizo realidad el funcionamiento de la Universidad UNTELS
  • Gestionó ante el Ministerio de Salud la construcción del Hospital de Emergencias
  • Gestionó ante el Poder Judicial y la Fiscalía de la Nación, para contar con una sede de ambas instituciones del Estado.
  • Pavimentación y rehabilitación de avenidas como la segunda vía de la Av. Micaela Bastidas, la Av. Revolución y la Av. Central.
  • Construcción de las alamedas de la Av. César Vallejo, la Av. El Sol, y la Av. 200 millas.
  • Se recuperó la vía pública de las avenidas Juan Velasco y Revolución, invadida por comerciantes que fueron traslados posteriormente a un local que compraron con el apoyo municipal. Aquí se construyó LA ALAMEDA DE LA JUVENTUD.
  • Fomentó la creación de la RED DISTRITAL DE MUNICIPIOS ESCOLARES.
  • Fue pionero en el Perú, en desarrollar un programa de recolección selectiva de la basura.
  • Se consolidó el PRESUPUESTO PARTICIPATIVO.
  • Programas sociales para evitar la violencia y la drogadicción en los jóvenes, disminuyendo así la inseguridad ciudadana y los problemas de pandillaje.

En el 2014 postuló a la Alcaldía de Lima Metropolitana, siempre con una visión de futuro y proyectos para una Lima emergente donde el objetivo principal fue entablar una relación directa con los ciudadanos y así trabajar de la mano para conseguir una ciudad moderna, segura e inclusiva.